The Dark Side of the Sun

In my most humble opinion everybody should be always (I mean in each moment of a human being life) reading at least: one spiritual book, a (maybe non) fiction book and one written by Terry Pratchett. Now, you may get a wrong idea of what is going on up here, but in a near future I will write something about the first two “must be reading”. Now you are here to read about the third one.

If you ever read a book by Terry Pratchett you may have noticed a feeling of “okeyness” within your day to day life. For instance, I am thinking in the Discworld books. There you can read such things that whatever you are going through it may not be such a big deal. It makes you widen your focus, see your issues from different points of view, and there are moments when you stop seeing them. Definitely they are essential books for these stressful days.

Let me go for the one I chose for this occasion: “The Dark Side of The Sun”. I bought this book three or four moths ago, when I was two thousand miles from home (yes, I just have searched in google miles vs km). I was on Erasmus doing a thesis about let’s say “amazing stuff”. In one of those moments when I felt somehow homesick I read that Pratchett had passed out. That made me feel the urgency to go and buy one of his books. I did so. However I did not read it until a month ago, when I was looking for some “stress cure”, nonsense therapy, or… have some fun. Not only I found the dose of whatever I was looking for, I also found a really well built world in a quite short book. I found a bit of Asimov. I found Gods. I found perfectly illogical things. I found puppies raining from the sky. I found a book to read again.

The dark side of the sun

I picked this particular book because I was looking for a book not related with the Discworld series. However it was somehow related. To avoid saying too much about it I will say that I had the feeling that “The Dark Side of The Sun” is strongly related with the book “Small Gods” (I did not read this last one).

Terry Pratchett builds a world (in fact a whole universe) with more than fifty races, including robots, humans and big guys (lakes, planets, puppies…). Some time paradoxes, conspiracies and the most tasty ingredient; a prophecy. In fact, in the world everything is already written down, everything happens because it has to happen. It has been already calculated. Among those calculations there is one that will change everything.

You may agree that in our world, chaos is something relative, unpredictable and… chaotic. However in a world where the future can be computed it has a complete different roll. It is not so relative, not so unpredictable and… not so chaotic. In fact in a world like this, prophecies are more than prophecies. We are dealing with Prophecies. At this point I would like to remind you that we are dealing with Terry Pratchett. It happens to be that some predicted actions do not evolve as expected (as predicted), what leads us to some chaos. And just to put the lid on it, some predictions around the “Prophecy” fail.

Conclusion: chaos. If you want something that makes you smile, something that deals with flying shoes, magic swords, chaos and randomness, get some Terry Pratchett book. I am sorry, I am biased, I do not think I can say anything negative about his books (maybe too chaotic but even though you get used to it).

Highly recommended,

Leif Wiggins

Publicado en Sin categoría | Etiquetado , , , , , | Deja un comentario

Las Campanas de Hemingway

Como ya deberías de haber notado soy un chico de números; hecho que uso como principal escusa para esa laguna que tengo entre el paleolítico y el 2010 (nop, de lo de la crisis tampoco me enteré mucho). Pues es que por ponerlo fino, siempre he querido curtir un poco mis conocimientos sobre historia. Mi idea era ponerme a leer de Wikipedia todo sobre historia, a saco. Afortunadamente alguien (un italiano) me aconsejó que empezara por qué pasó en España, concretamente durante la guerra civil. No le hice caso. A los días me dijo: “me he empezado este libro, el escritor ha conseguido reflejar muy bien la forma que tenéis de hablar los españoles, al menos tú… Podríamos leerlo a la vez y comentarlo”. Le dije que tenía muchos libros por leer, que tenia trabajo, etc. En el fondo pensaba: “¡cómo que como yo…! ¿qué le pasa a mi inglés?”. Casualidades de la vida, una semana más tarde mi hermana me lo regaló. Lo empecé.

Featured image

En Por Quién Doblan las Campanas Hemingway infiltra a un norteamericano entre guerrilleros españoles, quienes luchan contra el fascismo que sostiene el poder. Robert Jordan (el americano), quien cree que lo correcto es luchar por la república, tiene una misión asignada, y como americano que es, la llevará a cabo. No quiero entrar en detalles sobre la novela, una vez acabada es fácil pensar que es un poco lenta pues todo transcurre en unos tres días. Aún así no hay nada que no me sepa mal explicar. Creo que con las cuatro primeras líneas de arriba he dicho suficiente.

Sin embargo, un par de cosas a comentar son, por un lado, la descripción de la escena de guerra: líneas y líneas de esperas, mucha tensión y mucha desesperación y de golpe… ¡bum! Mucha violencia concentrada en pocas líneas. Nunca había visto la guerra así (también es verdad que es el primer libro de guerra que leo), creo que es lo más cerca que he estado a mirar este tiempo de guerras por un agujerito.

Por otra parte la profundidad de los personajes me parece impresionante. Pienso sobretodo en el protagonista y en el primer español que se conoce al leer la novela, Anselmo. Por un lado las preocupaciones de Robert Jordan por la muerte te llevan a preguntarte muchas cosas. Este personaje tiene eternas conversaciones consigo mismo divagando sobre el pasado, el futuro, sobre el suicidio en caso de captura, sobre sus antepasados… Hay veces que parece que no estés leyendo, parece que estés pensando. Anselmo por su parte se debate consigo mismo sobre si tendrá algún día la posibilidad de redimirse por haber matado, sobre si está bien esta guerra, sobre si debe o no creer en Dios, etc.

Sin duda con lo que me quedo de la novela es con los diálogos internos de los personajes. Estos divagan sobre temas que pueden ir desde los animalillos del bosque hasta la vida y la muerte. Pasando por supuesto por la fe; es muy interesante ver como muchos de ellos están confusos por lo que a sus creencias respecta y acaban casi siempre pidiendo redención, o disculpas por haber dudado.

Podría comentar cosillas de estas durante bastante rato, pero creo que ya te he convencido de que vale la pena. Tanto si has leído antes a Hemingway como si no. Tanto si buscas una novela para pasar un buen rato o algo para hacerte una idea del panorama que había en España durante la guerra civil. Tanto si te gustan las guerras como si te gustan los romances…

Así que, camarada… salud y hasta pronto.

Leif W.

PS: Me costó pillar por quién doblan las campanas. Ahora que lo sé es bonito pensar que no me he enterado hasta después de varios días de haberlo leído… no te diré por quién doblan, solo que doblan por ti.

Publicado en Sin categoría | Etiquetado , , , , | Deja un comentario

Muévete

Varón, castaño, mediano más bien alto, pelo largo (puede que ya no por que esto no lo voy a editar), barba (puede que tampoco), ojos claros, pies grandes, buena salud (también puede ser temporal) y por supuesto buen vestir.

Bien pues, ahora que ya me conoces, estimado lector, te voy a decir por qué estás aquí; te gustan los varones medianos. Sí, te es igual el pelo y el tamaño de los pies. Pues que sepas que he mentido.

Ahora que ya te conoces, te voy a decir por qué estoy aquí; no sé quien conduce. Efectivamente, puede que no haya nadie, así que estoy aquí para averiguarlo y si se da el caso, ponerme yo al mando.

Una vez hechas las presentaciones pertinentes te aconsejo que te levantes, salgas y te asustes. Luego, vuelves y me cuentas.

Leif W.

Publicado en Sin categoría | Deja un comentario